Un caza planea entre pisos en Malpartida

INSOLITO

Los malpartideños que pasaban esta mañana por la calle Conejar, no podían por menos que quedarse asombrados ante la vista de un avión, un caza de la Segunda Guerra Mundial, que planeaba, colgado de una enorme grúa, entre unos pisos de Malpartida.

El motivo no era otro que el traslado, por parte de la familia de Wolf Vostell, de partes de una obra, que se encontraba en Alemania, guardada en una nave, y que se ha traído hasta Malpartida para depositarla en otra nave que el artista alemán tiene en la calle Conejar.

Junto con el avión, también venían un coche antiguo y varios televisores.  Según hemos podido averiguar este avión y el resto del transporte, no tiene previsto que sea trasladado al Museo.