Poema de Isabel Agúndez

Sede del Hogar del Pensionista, en Malpartida. Foto ALBAGAR
LA VOZ DE LOS POETAS Y ESCRITORES DE MALPARTIDA

Isabel Agúndez, poetisa malpartideña, dedica un poema suyo a los pensionistas en su Semana Cultural.

Esperando desde el silencio

Miraba sin mirar detrás de una ventana

En sus ojos azules se trasluce el cansancio.

Me acerco a él, y, sonriendo, le pregunto...

Señor, ¿a quien está esperando?

Levanta la mirada y muy despacio me dice...

Espero aquí, sentado, que me quieran,

que recuerden mi nombre

porque lo han olvidado.

Que el cariño que les dí a manos llenas

me devuelvan ahora, que no les valgo

Espero de mis hijos las caricias

Deseo de mis hijos los abrazos.

Añoro la risa de los niños,

sus juegos infantiles

que ya estoy olvidando.

Quiero que vuelva a mí, el amor

que durante toda mi vida

 yo les fui regalando

Espero algún día escucharles decir...

¡Padre, aún te necesitamos!