El yacimiento romano de los Barruecos empieza a tomar forma.

Una vez finalizadas las"II Jornadas participativas de medición del yacimiento romano de Los Barruecos" el equipo de investigación que colabora en el PROYECTO MAILA, presenta los primeros resultados de su intervención con las primeras imágenes de la recons

Recreación en 3D del asentamiento primitivo de Los Barruecos. UNDERGROUND ARQUEOLOGIA
PROYECTO MAILA

El pasado  sábado 27 de octubre concluyeron en Malpartida las "II Jornadas participativas de medición del yacimiento romano de Los Barruecos", una acción colectiva que pretendía continuar los trabajos que se desarrollaron el pasado mes de marzo, organizados por el movimiento ciudadano PROYECTO MAILA con la dirección técnica de la empresa UNDERGROUND ARQUEOLOGÍA, para la puesta en valor de forma social de este enclave arqueológico.


Después de dos meses de intenso trabajo, se ha podido finalizar el plano del yacimiento con la ubicación de la totalidad de las estructuras visibles en superficie dentro del área que se ha delimitado como área de poblamiento. Se han localizado unas 60 estructuras, entre viviendas, elementos de carácter industrial, aterrazamientos y muros aislados, lo que da una idea de la entidad del yacimiento, tan olvidado por el mundo científico.

Con algunos de los dibujos realizados por los ciudadanos en las dos jornadas participativas que han tenido lugar en el yacimiento de Los Barruecos, tanto en las realizadas el pasado mes de marzo como en estas últimas de octubre, y con los datos topográficos obtenidos en campo por parte del equipo de topógrafos de GROMA 2.0, que viene colaborando con el proyecto desde sus inicios, se ha podido generar un modelo tridimensional de las estructuras situadas en la parte central del asentamiento romano. El modelo esta integrado en el motor de videojuego Unity 3D, y en un futuro se completará con el resto de estructuras del yacimiento y se podrá hacer uso de su version web de forma interactiva, con acceso a varios contenidos científicos y divulgativos.

Dejando claro que se trata de una recreación, al no contar con el registro arqueológico que se obtendría tras la realización de una excavación arqueológica y que permitiría conocer con más precisión la morfología y uso exacto de cada estructura, sí que nos ofrece una visión realista de qué tipo de restos son los que podemos apreciar cuando paseemos por Los Barruecos y la entidad de unos vestigios de los que los Malpartideños deberían sentirse orgullosos de poder proteger y poner en valor como un recurso propio. Teniendo en cuenta que los ciudadanos han sido también partícipes de esa puesta en valor, la recompensa obtenida es infinita.

 

Cabe recordar que la realización de estas segundas jornadas y el material gráfico obtenido ha sido posible gracias a la colaboración de los vecinos de Malpartida, de gentes venidas de varios puntos de España, a la colaboración de la Universidad Complutense de Madrid y a la financiación del proyecto por parte de la Fundación para la Ciencia y la Tecnología (FECYT-Ministerio de Economía y Competitividad) y del Ayuntamiento de Malpartida de Cáceres.