Alumnos durante la ruta. / Cedida

Los alumnos de 1º de ESO del IESO Los Barruecos pasan una mañana de ruta por Los Barruecos

Ana Isabel Padilla Macías
ANA ISABEL PADILLA MACÍAS Malpartida de Cáceres

En la mañana de ayer jueves, 18 de noviembre, el Centro de Interpretación Barruecos Monumento Natural, de Malpartida de Cáceres, recibió la visita de los alumnos de 1º de la ESO del IESO Los Barruecos, con los que llevaron a cabo un paseo a lo largo del recorrido que atraviesa la ruta del patrimonio geológico y arqueológico.

Dicha ruta consta, aproximadamente, de unos 4 kilómetros de distancia, lo que les llevó alrededor de dos horas y media para finalizarla.

Durante el paseo hicieron varias paradas, tanto para tomar un pequeño almuerzo como para hacer distintas explicaciones.

Partieron desde la lancha del Barrueco de Abajo, donde se les explicó la razón de que Los Barruecos fueran declarados Monumento Natural, así como todo sobre sus particulares y famosas formaciones geológicas, sus charcas, su fauna, su flora y su patrimonio.

Cedida

Posteriormente se desviaron por la ruta de los sentidos, donde fueron fijándose en las diferentes peñas, las formas de modelado, de erosión, los alveolos, los taffonis, las peñas cabañeras,… Al final de esta ruta hablaron sobre las características de la cigüeña blanca, ave emblema del espacio protegido y del municipio malpartideño.

Durante la mañana interpretaron la fauna y la flora que fueron encontrando a lo largo de toda la ruta; codeso, torvisco, encinas, acebuches, retamas, escobas, piruétanos, buitres…

Para finalizar, realizaron una parada en la obra de Vostell al aire libre VOAEX, a los pies de los torreones de las Peñas del Tesoro.

Para llevar a cabo esta actividad, el IESO Los Barruecos contactó con el Centro de Interpretación, debido a que se encontraban interesados en realizar una ruta con los profesores de geografía e historia, para dar a conocer a los alumnos las curiosidades de este espacio protegido que, a pesar de estar tan cercano a su lugar de residencia, muchas veces es desconocido precisamente por esa cercanía.